Lennon

"Dios era de Liverpool y tenía cuatro cabezas". 
Benjamín Prado



Dear John, 

only you y yo sabemos lo mucho que te quise allá lejos y entonces. Lo que lloré por vos con dieciseis añitos, nacida con retraso para todo lo bello y lo importante. Parecía que toda la verdad ya había acontecido en este mundo y que mis días eran sesión continuada de alguna peli mala. Encontraros fue una suerte de patria clandestina. El mundo se hizo beatle. El walkman, aquel ladrillo a pilas que viajaba conmigo a todas partes, me inundaba los oídos de raras nostalgias que no catalogaba todavía. Tuve una remera con la portada del Sgt. Pepper's... que me convertía en mujer anuncio de la banda. Compensaba así mi ausencia en los conciertos agitando melena como loca. 




Sigue acá: